Nos encontramos en verano, la estación por excelencia para las principales vacaciones del año. Quién más quién menos mira el calendario de reojo esperando con ansiedad el día en que comienza su anhelado y prolongado descanso tras un duro año de trabajo. Es la hora de relajarse en la montaña, la costa o visitando algún hermoso país o ciudad extranjera.

Otros sin embargo puede que no se vayan por vacaciones durante estas fechas, pero tanto unos como otros se caractericen por mantener una costumbre común: disfrutar de las barbacoas al aire libre a la hora de comer o bien a la luz de la luna para cenar, en familia o con amigos …y es que la época invita. Tras haberse bronceado al sol y darse un chapuzón ¡Qué sabrosa está una buena carne o pescado a la brasa!, ¡y qué rica la parrillada de verduras!, todo ello acompañado de un buen vinito fresco de aguja, blanco, tinto o cerveza bien fría, ¡para chuparnos los dedos!…pero ¡no todo es oro lo que reluce! Hasta las barbacoas o parrilladas presentan algunos inconvenientes para nuestra salud.

Y es que cuando asamos todo tipo de carnes en el grill, parrilla o barbacoa se forman compuestos cancerígenos que atienden por el nombre HCA (aminas heterocíclicas). Evidentemente hay otras formas de cocinarlas como, por ejemplo, cocidas y de este modo las aminas heterocíclicas brillarán por su ausencia. Pero si no nos podemos resistir a los encantos de un buen solomillo, chuletón, entrecot a la barbacoa o parrilla debemos saber que existe una brigada especial anti HCA que contrarresta sus efectos. ¿Quiénes la forman? Pues nada menos que las especias y hierbas por ello es bueno marinarlas con ellas unas horas antes de ponerlas al fuego, especialmente con romero, ajo, tomillo, orégano y otras especias en adobo pues contribuyen a eliminar cualquier rastro de compuestos cancerígenos. Estas especies llevan antioxidantes, responsables de actuar como inhibidores de la formación de HCA además de prevenir esos riesgos.

Todos los que aman la carne a la parrilla o la plancha tienen diferentes opiniones sobre cómo tomarla: poco hecha, en su punto y los hay que les gusta muy pasada. Pues bien, cuanto más pasada y quemada esté la carne mayor es la concentración de HCA.

parafarmacia de confianza

Por ello es recomendable tomar suficientes antioxidantes, compensándolo también tomando una buena ensalada, verduras crudas e incluso un vaso de té helado sin azúcar. Además, las verduras excesivamente carbonizadas tampoco se libran de sustancias cancerígenas como las acrilamidas. Nútrete por tanto de buenos antioxidantes para disminuir estos concentrados tan insanos. ¡Recuerda! orégano, romero, ajo, otras hierbas y especias forman la brigada que velará por tu salud.

romero

parafarmacia de confianza

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.