¿Qué es la Diabetes?

La Diabetes es una condición que aparece cuando el páncreas no produce insulina suficiente o cuando el organismo no utiliza eficazmente la insulina que produce. La insulina es una hormona producida por el páncreas que permite a la glucosa de los alimentos que consumimos entrar en las células del cuerpo, donde es utilizada como fuente de energía para que podamos trabajar, jugar, es decir, realizar todas nuestras actividades cotidianas. Como puedes ver es básica para la vida.

Cuando comes, tu cuerpo transforma los alimentos en azúcares, o glucosa. En este punto, tu páncreas debe secretar insulina. La insulina sirve como “llave” para abrir tus células, para permitir que entre la glucosa y permitirte usarla como fuente de energía.

Pero con la diabetes, esto simplemente no funciona así.

parafarmacia de confianza

 

La Diabetes en números:

infografia-la-evolucion-de-la-diabetes-en-el-mundo

Antes de llegar a la diabetes…

Pre-diabetes

Conocida también como tolerancia a la glucosa estropeada. Es el estado previo de la progresión de la resistencia a la insulina. Se diagnostica al tener niveles de azúcar en sangre en ayunas entre 100 y 125 mg/dl. Es fácil de revertir esta condición. En mi experiencia, cambiando los alimentos procesados por alimentos frescos, así como alimentos bajos en carbohidratos y azúcares y con la ayuda del ejercicio; podemos salir sin problema.

Síndrome Metabolico: Señal de Aviso…

Es cuando se tienen tres o más síntomas, de un conjunto de sintomatología causados por la resistencia a la insulina (triglicéridos altos, colesterol HDL bajo, mayor nivel de glucosa en sangre, mayor grasa en el vientre y presión arterial alta). Cuando avanza la resistencia a la insulina, tu hígado produce un exceso de azúcar y grasa, los músculos esqueléticos cada vez son menos capaces de quemar y hacer glucógeno (forma en la que se almacena la glucosa en los músculos y el hígado). A la par de esto hay un aumento de glucosa y grasa en sangre, lo que causa aumento de grasa corporal y aumento en los triglicéridos y en la presión arterial.

Tipos de Diabetes

Diabetes Tipo 1

Diabets tipo 1

Diabetes tipo 1 generalmente se manifiesta desde la niñez

Anteriormente se le conocía como Diabetes Juvenil. Esto porque suele aparecer en niños o jóvenes adultos, aunque puede darse a cualquier edad. En este tipo de diabetes nuestro propio sistema inmune ataca y destruye las células del páncreas que producen insulina. Una vez que esas células son destruidas, nunca más volverán a producirla. Y como ya vimos anteriormente, si no hay insulina que sirve como “llave”, pues el azúcar que lleguemos a consumir se irá acumulando sin poder entrar a nuestras células.

Hasta ahora se desconoce la causa de este tipo de diabetes y no tiene cura. Además, es de hecho, relativamente la menos común. Lo más preocupante de este tipo, es que ha estado aumentando en niños menores de 15 años. Según estudios recientes para el 2020, la incidencia de diabetes tipo 1 en menores de 15 años aumentará un 70%.

Síntomas de diabetes tipo 1

Los síntomas en este tipo de diabetes pueden desarrollarse de manera rápida (en tan sólo días o semanas), particularmente en niños. Los principales síntomas que podemos observar son:

  • Sed inusual
  • Constante necesidad de orinar
  • Hambre frecuente
  • Cansancio / falta de energía
  • Pérdida de peso
  • Visión borrosa
  • En mujeres, infección vaginal por levaduras

Desafortunadamente las personas con este tipo de diabetes tienen que recibir insulina por el resto de sus vidas ya que de lo contrario podrían morir. Fuera del trasplante de páncreas, no hay cura conocida para este tipo de condición.

Diabetes Tipo 2

Según la OMS este tipo de diabetes representa el 90% de todos los casos en el mundo y se debe en gran medida a un peso corporal excesivo y a la inactividad física. En este tipo de diabetes, tu cuerpo produce insulina pero es incapaz de reconocerla y utilizarla adecuadamente. Los síntomas son parecidos a los de la diabetes tipo 1, quizás menos intensos y de hecho hasta podrías tener este tipo de condición sin cursar con síntomas.

Esto lo leí por primera vez cuando estudié diabetes en la escuela, pero ya en la práctica, recuerdo en múltiples ocasiones me tocó ver personas que se enteraban que tenían esta condición solo cuando alguno de sus familiares estaban hospitalizados para tener algún tipo de cirugía y que se requería que donarán sangre…Oh, sorpresa- cuando al donar sangre, mi buen amigo de laboratorio les daba malamente la noticia de que tenían que ver a un médico porque probablemente eran diabéticos, y en efecto lo eran.

En el peor de los casos, a veces la gente se da cuenta que tiene diabetes hasta el momento en que ya tienen complicaciones. Pero entremos de lleno a nuestro tema de esta ocasión, a continuación los mitos que más escuchamos en torno a la diabetes.


Los 7 Mitos de la diabetes

estilo-de-vida-sanoMito 1: La diabetes es una enfermedad de azúcar en la sangre.

Verdad: Es más bien un trastorno de la señalización de la insulina y leptina.

 

Por otro lado, la leptina es una hormona producida por las células de grasa. Entre sus funciones principales están las de regular el apetito y el gasto energético. Pero también funge un papel importante en la regulación de la homeostasis de la glucosa, y la sensibilidad a la insulina, independientemente del consumo de alimentos, gasto de energía y peso corporal.

Por lo que puedes ver que el “tratar la diabetes” concentrándose en bajar el azúcar, definitivamente no aborda el verdadero problema metabólico. Sobre todo hay que mejorar la señalización de insulina y leptina. La única forma conocida para restablecer la señalización correcta de la leptina y la insulina es a través de la alimentación y ejercicio adecuado.

20160601220913-exito

Mito 2: La diabetes no se puede curar.

Verdad: La diabetes tipo 1 (autoinmune) efectivamente no se puede curar. Pero la diabetes tipo 2 es casi 100% curable. En la diabetes tipo 2 el cuerpo produce insulina pero no puede reconocerla y es incapaz de utilizarla adecuadamente. Este tipo de diabetes es una etapa avanzada de la resistencia a la insulina, que generalmente es causada por una alimentación demasiado alta en azúcares y alimentos que se convierten en azúcar. Y ya dijimos que si no hay una señalización adecuada de insulina, el azúcar no puede entrar a las células y se acumula en la sangre.

La buena noticia: con ciertos cambios en tu estilo de vida, este tipo de diabetes es casi 100% curable.

frutasMito 3: La fruta es natural, así que se puede comer la cantidad que sea.

Verdad: Sí, la fruta es natural y contiene nutrientes como vitaminas, minerales y fibra pero también es fuente importante de azúcar. Así que ojo porque de nada sirve que quites pan, cereales, y bebidas azucaradas para controlar tu azúcar y al mismo tiempo consumas mucha fruta “porque es natural”…al final del día, puede que tengas los mismos resultados que si hubieras consumido pan, mermeladas o sodas.

Hay algo que siempre le digo a mis pacientes: al final del día tu cuerpo no registra si comiste miel, carne, pastel, manzana; tu cuerpo capta: azúcar, grasa, proteína, etc. Y mi objetivo con esto es que entiendas que es muy importante saber el contenido de nutrientes de los alimentos que consumes.

Para regular el azúcar es importante en cuanto a frutas respecta, 2 puntos básicos: el tipo de fruta que podrías comer y la cantidad. Si vienes teniendo problemas con el azúcar en sangre, lo mejor es disminuir o quitar por algunos días la fruta al igual que con los granos. Hasta restaurar tus niveles. Lo que te puedo asegurar desde ahora que sí te conviene quitar son los zumos de fruta naturales y artificiales por supuesto, considéralos incluso como las sodas en cuanto a el azúcar.

diabetes-en-ninosMito 4: La diabetes solo afecta a personas de edad avanzada.

Verdad: La diabetes puede afectar a todos los grupos de edad. Ya dijimos que la diabetes tipo 1 afecta principalmente a niños y jóvenes. Por su parte cuando hablamos de diabetes tipo 2 pensamos sobre todo en adultos. Es más, no hace mucho, la diabetes tipo 2 se consideraba “una enfermedad de la madurez y la senectud”.

Sin embargo, los niños se están viendo atrapados ya en esta “epidemia” . Y aunque la diabetes 1 sigue siendo la forma principal de esta enfermedad en niños de todo el mundo, es muy probable que dentro de un par de años la diabetes 2 se convierta en la forma predominante.

Cucharas con azucar morena y azucar blanca

Mito 5: Las concentraciones elevadas de azúcar en sangre “son normales” en algunas personas y definitivamente no son signo de diabetes.

Verdad: Algunos medicamentos, como los corticoesteroides y ciertas afecciones como lo es el estrés pueden elevar temporalmente el azúcar en sangre en personas que no son diabéticas..

Así que cualquier persona que tenga ya sea azúcar en orina o azúcar elevada en sangre debe estudiarse inmediatamente para determinar la causa.

acceso-a-la-insulina

Mito 6: El uso de medicamentos es suficiente y los más eficaz para controlar mi diabetes.

Verdad: En la diabetes tipo 1, efectivamente el uso de medicamento es indispensable. Ya que en este tipo de diabetes el uso de insulina es necesario para mantenerse con vida. Para la diabetes tipo 2, el panorama es completamente diferente. A diferencia del tipo 1 que es autoinmune y que la producción de insulina cesa por completo; este tipo de diabetes es causado directamente por el estilo de vida.

Mito 7: Una persona diabética puede comer azúcar y carbohidratos sin límite con tal de que tome medicamento para compensar.

Verdad: El consumir azúcar promueve la formación de depósitos de grasa alrededor de tu hígado. Estos depósitos contribuyen a la resistencia a la insulina y socava el trabajo que realiza tu páncreas, lo que lleva a una disminución en la producción de insulina.

Puedes comer azúcar y todo lo que tu quieras y una vez que suban tus niveles de azúcar en sangre, o tu presión arterial, etc. Tomar un medicamento para disminuir estos niveles y mantenerte así por el resto de tu vida…o puedes quitar el azúcar, y de manera general mejorar tu alimentación para recuperar tu sensibilidad a la leptina/ insulina, normalizar tu peso y tratar efectivamente la diabetes.

¿Por qué los medicamentos no son lo más eficaz para controlarla?

En un estudio, se demostró que el tratamiento con medicamentos para bajar los niveles de azúcar en sangre además de inefectivo es peligroso también. El tratamiento con medicamentos destinados a disminuir la glucosa demostraron el potencial de aumentar el riesgo de muerte relacionada con el corazón y otras causas.

Durante el 2010 se publicaron varios estudios en el Diario de Medicina de Nueva Inglaterra relacionados con los medicamentos utilizados en pacientes diabéticos y sus efectos. En uno de estos estudios se menciona que el uso de medicamentos en pacientes diabéticos con enfermedad cardiovascular no disminuye el riesgo de sufrir eventos cardiovasculares a largo plazo.

Y lo que es más, el uso de antihipertensivos tan común para disminuir la presión sanguínea por debajo de 120 mm Hg, no tiene beneficio para los pacientes diabéticos en cuanto a disminuir riesgo de sufrir complicaciones del corazón según estos estudios.

Feliz lunes a todos 😉 Un beso!

(c) Meli Camacho

Fuente: http://revolucionsalud.com/que-es-la-diabetes-7-mitos-revelados/

 

parafarmacia de confianza

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.